Header

Monthly Archives: February 2012

Helva de sémola y almendras

Helva significa buena fortuna y este plato se prepara en Turquía cuando te mudas a una casa nueva ó comienzas en un nuevo trabajo. También se acostumbra que los familiares de una persona que ha fallecido la brinden a sus amigos. Hay otros tipos de helva, entre ellos uno que se prepara con pasta de sésamo y con piñones, que debe ser también una maravilla.
Este lo preparó Leo el día de la cocinadera turca y es riquísimo. Es parecido a un arroz con leche, sólo que queda más seco y desmoronado. Da para 8-10 comensales y debes prepararlo con antelación pues cuando termines de cocinarlo (se hace rapidísimo) tienes que dejarlo reposar 1 hora.
La sémola (semolina) es una harina gruesa que procede del trigo y tiene un alto contenido en gluten. Con ella se pueden realizar multitud de platos salados y dulces como el cuscús, pan y pastelitos de sémola y la pasta para hacer lasaña.
Ingredientes
1 taza (8oz) de mantequilla
2 3/4 tazas de sémola
3 cdas. de almendras en lascas
3 3/4 tazas de leche
1 taza de azúcar
2 cdas. de canela en polvo
Preparación
Derrite la mantequilla en una cazuela y echa la sémola y las almendras cocinando a fuego medio y moviendo todo el tiempo hasta que se doren.
Baja la candela al mínimo y vierte la leche en la cazuela. Mezcla bien todo y cubre la cazuela con un paño, doblando las puntas del paño hacia la parte de la tapa que queda hacia afuera. Presiona la tapa para que quede bien sellado el caldero. Deja cocinar así 10-12 minutos, hasta que se absorba toda la leche.
Agrega el azúcar y mueve bien todo hasta que esta se disuelva completamente. Cubre otra vez la cazuela, retírala del fogón y deja reposar una hora.
Antes de servir este plato, mueve bien con una cuchara de madera y espolvoréalo con la canela en polvo.
Tips
Si no encuentras sémola tal cual, puedes usar cuscús plain
Con esta misma receta puedes hacerlo con piñones, sustituyendo las almendras.

Ensalada de pimientos asados y berenjenas

Hoy comienzo con las recetas del cookout turco. En Facebook se alborotaron con la foto de este plato, así que no quiero demorarme en compartir con ustedes cómo prepararlo. El día del cookout la hizo Grettel, autora del blog Mujerongas -que no me canso de recomendar-, y tremenda cocinera. Es un plato vegetariano y está listo en media hora aproximadamente. Da para 10.

Ingredientes
2 berenjenas grandes
6 pimientos rojos red bell peppers
1 taza de yogurt natural (de ser posible, griego)
2 dientes de ajo, machacados
1 cda. de aceite de oliva extravirgen
Sal
Preparación
Precalienta el grill del horno, colocando la parrilla a 6 pulgadas de la fuente de calor.
Forra una bandeja con papel aluminio.
Perfora las berenjenas varias veces con la punta de un cuchillo. Ponlas en la bandeja junto a los ajíes y mételos al horno, unos 5 minutos, o hasta que se ampollen las pieles de los vegetales. Repite la operación volteando los ajíes y las berenjenas hasta que toda la piel esté igual. Colócalos en un cuenco y tapa este, sellándolo con un nylon, para que el calor se quede dentro y luego te sea más fácil deshacerte de las cáscaras, pero debes dejarlos reposar unos 20 minutos.
Mientras tanto, mezcla el yogurt con el ajo y sala a gusto.
Ya peladas las berenjenas, pícalas bien y ponlas en un cuenco. Sazonalas con el aceite de oliva y sal a gusto.
Pela los ajíes, pícalos en cuartos, longitudinalmente y quítale las semillas.
Ve colocando las lascas de ají en un plato. Sobre cada una pon un par de cucharadas de la masa de berenjenas y sobre esta, un poco de la salsa de yogurt.
Tips
Puedes hacer los ajíes rellenos. Para esta modalidad, quítale con cuidado el tallo y sácale las semillas por ese orificio. Por ahí mismo le pones la masa de berenjenas y luego la salsa de yogurt por encima, o a un ladito para que cada cuál se sirva la cantidad que prefiera.

Huevos escalfados con salsa de yogurt y ajo

huevosturcos1
Voy a comenzar por el final del cookout turco para pasarles las recetas que hicimos el pasado fin de semana: el desayuno que hicimos el domingo, todavía enganchados con la cocina de este país, y unos cuantos paquetes de pan pita mirando desde la cesta.
Este plato no se sirve sólo para desayuno, sino también como tapa (meze) o como comida completa. Puedes usar lo mismo huevos de gallina que huevos de pato, hacer los huevos fritos en vez de escalfados (poached), o sustituir la pita por el pan que prefieras.
Para 6 me llevó media hora y cada cual iba comiendo según estaban listos los huevos, pues éramos bastantes como para que se enfriaran los de los primeros para cuando los últimos estuvieran. Pero ahora les dejo la receta para dos.
Ingredientes
1 taza de yogurt natural (preferiblemente griego)
2 dientes de ajo medianos
3 cdas. de vinagre blanco
4 huevos grandes
2 cdas. de mantequilla
1 cdta. de pimentón en polvo (paprika)
Sal
Pimienta
Preparación
Pela los ajos y machácalos con una pizca de sal. Bate el yogurt para eliminar los grumos. Mezcla las dos cosas.
Vierte tres dedos de agua en una sartén y adiciona el vinagre (se usa para sellar los huevos). Pon a hervir esta mezcla y con una cuchara, has una especie de piscina en medio del agua hirviendo y coloca en ella los primeros dos huevos. Cocínalos unos tres minutos, echándole agua encima con una cuchara para que se cocinen mejor, pero sin que lleguen a ponerse duros. Sácalos con una espumadera y escúrrelos bien antes de ponerlos en un plato. Has lo mismo con los otros dos huevos.
En una cazuelita, a fuego medio, derrite la mantequilla y adiciona el pimentón. Deja que se cocine 1 minuto.
Mientras tanto, coloca la salsa de yogurt y ajo al lado del huevo.
Baña los huevos con la salsita de mantequilla y sirve con la pita o el pan que prefieras.
Tips
Otro modo de servirlo es haciendo una cama con la salsa de yogurt y colocando los huevos sobre ella.
Si tienes salvia, adiciona unas 4 hojitas a la mantequilla a la vez que el pimentón. Queda divino.