Header

Monthly Archives: March 2012

Ceviche de corvina (versión sencilla)

ceviche11

Me he pasado el fin de semana entre México y Perú. Desde mi cocina claro, pues todavía no puedo tomarme mis vacaciones. Y es que el domingo pasado fuimos al mercado mexicano en Homestead y aprovechamos para comprar unas cuantas cosas que no encuentras en el supermercado regularmente. Y Perú, porque tenía que entregar mi contribución para el próximo número de Travel Curious Often, que estará dedicado a este país; y además porque estaba loca por hacer un tiradito y me encontré una receta estupenda en un ejemplar de El libro de la familia, de Ferrán Adriá que tenían en la oficina.En fin, que les iré compartiendo las recetas poco a poco y hoy, vamos al ceviche de corvina que hice con el pescado que me me quedó del tiradito.

Ya antes hice un ceviche con este pescado, pero con toques japoneses. El de hoy es puramente peruano, aunque no me pude resistir y le puse un poquito de pasta de jengibre.Esta vez en vez de pasta de ají amarillo usé pasta de rocoto, que es un ají picante rojo peruano. Los pomos de rocoto se consiguen en cualquier mercado en Miami, en la sección de productos exóticos. Por si acaso les dejo una foto. La comida peruana es cada vez más popular en todo el mundo y seguramente ya no es tan difícil encontrar los ingredientes. De cualquier modo, a algunos no les gusta el picante, así que pueden hacer el ceviche sin la pasta.
Esta receta se prepara en menos de 15 minutos y da para dos. Es un aperitivo espectacular.

Ingredientes

1 lb. de corvina fresca
3/4 de taza de jugo de limón
1/4 cdta. de pasta de jengibre
1 cdta. de pasta de rocoto
1 rama de cilantro
1 cebolla blanca mediana
Sal
Pimienta blanca molida
Preparación
Pica la cebolla a la juliana, el cilantro bien chiquitico y la corvina en cubitos de 2 centímetros. Ponle al pescado una pizca de sal y una de pimienta.
En un cuenco, mezcla el jugo de limón con el jengibre y la pasta de rocoto. Echalo sobre el pescado. Adiciona la cebolla y el cilantro. Prueba de sal. Mueve bien todo y déjalo reposar unos 5 minutos antes de servir.
En Perú se sirve con boniato asado y granos de choclo (maíz) pero yo no tenía ninguna de las dos cosas en casa.
No dejes de tomarte el juguito que queda en el fondo. Se conoce con el nombre de leche de tigre.
Tips
Si no te gusta mucho el picante, reduce a la mitad la cantidad de rocoto.
Les dejo una vez más la receta de la pasta de jengibre: Pasa por la batidora o el procesador 115 g de jengibre y 125 ml de agua. Ponlo en un pomo con tapa y guárdalo en la nevera. Dura un mes.

Rollos de col con picadillo (Etli Lahana Sarmasi)

rollos de colEste es uno de los platos que preparó Vera el día del cookout turco. La receta es del blog Simple Turkish Cuisine y la traducción de esta servidora.

Sarma significa enrollado en turco y la comida elaborada de este modo es muy común en la dieta diaria de Turquía. Uno de los más conocidos es la dolma, elaborada con hojas de parra.
Los rollitos de hoy están hechos con col. Se han sustituido los ajíes largos por un pimiento. Se ha eliminado el jugo de granada, opcional en la receta original; y la pasta de ají, que me hubiese encantado, pero no todos comían picante.
Salen unos 12 rollitos, lleva media hora prepararlos y otra hora cocinarlos.
Ingredientes
3-4 lbs. de col
1 lb. de carne de res molida (picadillo)
1 taza de arroz de grano mediano
2 cebollas medianas, bien picadas
5 dientes de ajo, machacados
1 ají pimiento verde
1 taza de perejil fresco, bien picado
1/2 taza de menta fresca, bien picada
1 tomate grande, bien picado
3 cdas. de aceite de oliva
2 cdas. de pasta de tomate
Pimienta negra fresca, molida
Sal
Preparación
Pon a hervir agua en una cazuela grande, que te quepa la col. Adiciona 1 cucharada de sal y la col. Baja la candela al mínimo y cocina 5-7 minutos. Escurre y cuando se enfríe la col lo suficiente como para trabajarla, ve sacando las hojas con cuidado y sécalas con papel de cocina.
En un cuenco grande, mezcla bien el picadillo, el arroz, las cebollas, el ajo, el pimiento, el tomate, el perejil, la menta, la pasta de tomate y el aceite de oliva. Salpimienta a gusto y sigue mezclando otro poquito.
Separa las hojas más gruesas de la col y resérvalas. Con el resto, llegó el momento de rellenar. Pon 2 ó 3 cucharadas de la mezcla de picadillo en el centro de una hoja de col y comienza a enrollarlas por la parte más gruesa de esta, doblando los lados hacia adentro. Debe quedar bien apretadita. Repite esta operación con el resto de las hojas hasta que se acabe el relleno.
Coloca las hojas gruesas que habías separado en el fondo de una cazuela y ve colocando los rollos sobre ellas. Agrega agua hasta cubrir los rollos y cocina a fuego lento durante una hora. Pásalos con cuidado a una bandeja o fuente y sirve caliente.
TipsPuedes usar carne molida de cordero en vez del picadillo de res.

Stir-fry de pollo y brócoli

stir-fry de brocoli y pollo
El stir-fry es la comida salteada en wok. Según wikipedia existen dos técnicas para hacerlo, chǎo y bào, pero para preparar el plato de hoy con un sartén de teflón es suficiente.
Lleva muchos ingredientes, pero es facilísimo de preparar. Eso sí, aconsejo que separen todo antes de empezar pues una vez prendas el fogón es cuestión de minutos. El tiempo total de elaboración es media hora y da para tres -aunque en la revista del Food Network de la que la he tomado (Enero-Febrero 2012, pág. 68) dice que 35 minutos y para 4.
Sugiero acompañarlo de arroz japonés cocinado sin sal y grasa.
Hice algunos cambios en los ingredientes y les comento por si quieren hacer ustedes la original. Usé aceite de chile en vez de jalapeños rojos; salsa de almejas en lugar de salsa de ostiones; y puré de jengibre en vez de jengibre rallado. Este último lo uso con bastante frecuencia y prefiero tener siempre un frasco en el refri con un poco (ver tips).
Ingredientes
1 cda. de clara de huevo (como la mitad de la clara de un huevo grande)
1 cda. de mirin (vino dulce de arroz japonés) ó vino de jerez
3 cdas. de maicena
1 libra de pechuga de pollo, picada en cubitos de 1/2 pulgada
1/4 de taza de salsa de almejas ó de ostiones
2 puñados de flores de brócoli
2 cdas. de aceite de oliva
1 cdta. de aceite de chile ó 2 jalapeños rojos picados a la juliana y sin semillas
3 dientes de ajo machacados con una pizca de sal
1 cda. de pasta de jengibre
2 cebollinos picados bien finitos
4 ó 5 ajíes de colores (usé los de la Florida)
1/2 de taza de almendras en lascas ó anacardos (cashews)
Preparación
Pon a hervir agua en una caldera mediana.
Toma dos cuencos medianos. En uno pon 1 cucharada de maicena y en el otro las 2 restantes. En el que pusiste 1, agrega la clara de huevo y el mirin; bate con un tenedor e incorpora el pollo, tratando de que se impregne de la mezcla. En el que pusiste 2, vierte la salsa de almejas y 1/2 taza de agua a temperatura ambiente; bátelo con un tenedor.
Echa las flores de brócoli en el agua hirviendo 1 ó 2 minutos. Escúrrelas.
Calienta 1 cucharada de aceite de oliva y la mitad del aceite de chile en un sartén a fuego medio. Adiciona el pollo y cocínalo durante 4 minutos, hasta que cambie el color, moviendo frecuentemente. Retíralo a un plato.
Sube la candela al máximo. Agrega lo que te quedó de los dos aceites al sartén con el ajo y el jengibre, cocina 30 segundos (desprenderá un olor maravilloso). Adiciona los cebollinos y los ajíes y sofríe 1 minuto. Agrega el pollo, el brócoli y las almendras. Sofríe 2 minutos.
Reduce el fuego al mínimo. Vuelve a batir la mezcla de maicena, salsa de almejas y agua para enseguida echarla en la sartén y cocinar durante 3 minutos, moviendo constantemente hasta que se espese.
Tips
Pasta de jengibre: Pasa por la batidora o el procesador 115 g de jengibre y 125 ml de agua. Ponlo en un pomo con tapa y guárdalo en la nevera. Dura un mes.