Header

Daily Archives: August 22, 2012

Lubina con salmoriglio

Lubina con salmoriglio-la cocina de vero

El más reciente número de la revista de Rachel Ray está dedicado a Italia. En ella hay una sección dedicada a Lidia Bastianich, chef nacida en Pula, una ciudad que perteneció a Italia, pero en la actualidad forma parte de Croacia. Lidia -como Julia Child- ha tenido su show en PBS y es autora de varios libros de cocina. Además es propietaria o copropietaria de unos cuantos restaurantes en Estados Unidos, entre ellos Del Posto, en Nueva York, que comparte con su hijo y con Mario Batali. Allí tuve la oportunidad de comer el año pasado y quedé encantada por el sitio y el umami de su comida. Es una de las mejores cenas que he tenido en un restaurante en toda mi vida. Pero vamos al Lubina con salmoriglio.

El plato de hoy es creación de Lidia. Decidimos acompañarlo con papas hervidas, pues estamos tratando de comer ligero en las noches. El salmoriglio es como un chimichurri italiano (no se rían). Está hecho con hierbas, limón, aceite y ajo. Eso sí, según esta magnífica chef, el aceite debe dejarse reposar primero con el ajo para que tome su sabor.
He usado menos pescado y por tanto menos aceite. La receta original es con 1 taza y media de aceite y 2 libras de pescado. Lleva una media hora de preparación y otra media hora de espera -en lo que el aceite se impregna del sabor del ajo.

Ingredientes
 
1 taza de aceite de oliva extravirgen de la mejor calidad posible
8 dientes de ajo, picados en rueditas
5 cdas de jugo de limón
3 cdas de perejil italiano, picadito
1 cdas de hojas de menta, picaditas
3 filetes de lubina
Sal
Pimienta
 
Preparación
 
Mezcla el ajo picado con el aceite en un cuenco. Agrega una pizca de sal y otra de pimienta. Déjalo reposar 30 minutos.
Desecha el ajo (o guárdalo para un mojo, a mí no me gusta tirar nada) y mezcla la mitad de este aceite con el jugo de limón, el perejil y la menta. Reserva.
Pica los filetes de pescado en varios pedazos. Ponlos en una bandeja, salpimiéntalos y vierte sobre ellos el resto del aceite, cubriéndolo bien con este.
Pon a calentar un sartén a fuego medio alto. Este debe ser amplio, para que te quepa todo el pescado de una vez, en una sola capa. De lo contrario, cocínalo en grupos. Si el pescado que estás usando tiene piel en uno de sus lados, cocina primero la parte que no la tiene, durante 7-8 minutos, hasta que el centro esté opaco. Dales la vuelta y cocina por el otro lado, unos 5-6 minutos. Trata de voltearlos solamente una vez.
Cuando vayas a servirlo, échale por encima la salsa con las hierbas.
 
Tips
 
Si tienes un vinito blanco a mano, no dejes de disfrutarlo con esta comida maravillosa.P.D. En estos días ando como loca, preparándo miles de cosas antes de irme de vacaciones. Disculpen amigas blogueras si no me ven mucho por sus páginas. Las quiero.