Header

Daily Archives: June 5, 2015

Pimientos rellenos con atún

Pimientos rellenos con atún

Adoro los pimientos asados desde antes de probarlos. El olor que despiden cuando los estás cocinando es uno de mis preferidos y me gusta como traspasa cocina y se adueña de toda la casa. Rellenos me fascinan y se prestan muchísimo para usar restos de una comida anterior. Puedes ponerles picadillo mezclado con arroz, sobras de pastas pequeñas tipo orzo, enchilado de camarones o cangrejo, ropa vieja… La lista sería interminable. De momento, vamos con estos rellenos de atún.

A mí me ha dado por usar los pimientos mini, también llamados de la Florida, en lugar de los de toda la vida porque son muy dulces y las porciones menores; además de que se pueden servir también de finger food o en medio de un plato de ensalada. El relleno de esta receta da para 6 de estos pimientos pequeños o 3 medianos, da para 6 comensales, lleva 45 minutos y es deliciosa también al día siguiente a temperatura ambiente.

Algunos tomates marinados  vienen suaves y listos para usar. De no ser así, hidrátalos 20 minutos antes de usarlos y escúrrelos bien antes de cortarlos.

Si prefieres usar atún en aceite en lugar de en agua, reserva un poco del aceite de la lata o el frasco y úsalo en vez del aceite de oliva.

Ingredientes

6 pimientos mini
2 latas de 5 oz (142g) de atún en agua
2 cucharadas de alcaparras (capers) enjuagadas y escurridas
2 cucharadas de tomates marinados (sundried tomatoes) picadito
3 cucharadas de aceite de oliva
Pimienta
¼ de taza de queso mozzarella rallado

Pimientos rellenos con atún

Preparación

Corta los pimientos a la mitad transversalmente, retira las venas y las semillas. Lávalos bien y ponlos a escurrir.

Mezcla el atún con las alcaparras, el tomate y 2 cucharadas de aceite de oliva. Ponle pimienta al gusto.

Precalienta el horno a 350⁰F (180⁰C).

Rellena las mitades de pimientos con la mezcla con atún. Si alguna de las tapas no se queda derecha, córtale un pedacito de la base para que no se viren, con cuidado de no abrirles un hueco.

Con la cucharada de aceite restante, unta el fondo de una bandeja resistente al horno y pincela la parte de debajo de los pimientos. Coloca los pimientos rellenos en una bandeja resistente al horno, cúbrelos con papel aluminio y hornéalos 25 a 30 minutos en el centro del horno. Luego destápalos, distribuye el queso mozzarella sobre ellos y regrésalos al horno para gratinarlos. El horno debe estar en función broil,  a 500⁰F (260⁰C) y con el calor por encima.

Sírvelos acabados de hacer como tapa o acompañados de ensalada. O déjame tu sugerencia en los comentarios para la próxima vez que los haga.

¡Buen fin de semana!