Header

Blog Archives

Tortilla de wakame

tortillaHh

Esta tortilla de wakame es para los amantes del alga. Sabe fuerte, delicioso, japonés. La receta la encontré en una revista llamada Chopsticks NY, que dan gratis en mi lugar preferido de Nueva Jersey (después de la casa de mis amigos, por supuesto), Mitsuwa, un mercado meramente japonés frente al cual me gustaría vivir. Esta revista anuncia negocios nipones del área, siempre trae artículos interesantes y reseñas de productos de este país que adoro, además de algunas recetas. Mi amiga Eida me las va guardando y cuando nos vemos siempre me tiene unas cuantas. Así que prepárense que vienen más receticas raras.

El wakame es esa alga que casi siempre te encuentras en la sopa miso. Suele comprarse seca e hidratarse en unos minutos, antes de consumirse, aunque siempre puedes comprarla como parte de un plato ya listo para comer, como es el caso de las ensaladas de algas que venden en la sección de sushi de muchos mercados norteamericanos, donde algunos le llaman todavía seweed, a pesar de que desde los 70 en casi todo el mundo se conoce con su nombre japonés.

Se dice que el wakame ayuda a quemar grasas, que es anticancerígena, rica en proteínas y en omega-3. Ayuda a tener el pelo y la piel bien cuidados, purifica la sangre y mantiene en buen estado el intestino.

Esta tortilla se prepara en pocos minutos y es personal. Puede acompañarse con unas tostadas calenticas con mantequilla.

Aunque en algunas culturas no se cocina con el aceite de sésamo, en Japón es muy común y yo no quise alterar la receta y lo he hecho tal cual. Me encanta el sabor que le da a los alimentos. De todos modos, el sabor del alga puede ser suficiente para ti y puedes no sólo usar aceite vegetal, sino eliminarlo por completo usando una sartén antiadherente para preparar este plato.

tortilla-de-wakame-v

Ingredientes

2 cdas de wakame seco
2 huevos
2 cebollinos
1 cda de leche
1 cdta de aceite de sésamo
Sal
Pimienta

Preparación

Coloca las algas secas en agua que las cubra durante 5 minutos. Se abrirá y puede que tengas que cortarla más chica, pero antes escúrrela bien.

Corta los cebollinos en pedazos pequeñitos y agrégalos junto al wakame a los huevos batidos con la cucharada de leche.

Salpimienta al gusto. Con cuidado al agregar la sal, que las algas son ya saladas.

Calienta una sartén pequeña y agrega el aceite. Cuando se caliente el aceite, añade la mezcla para la tortilla y cocínala a tu gusto. A mí me gusta término medio y la freí un par de minutos a fuego medio por un lado, moviendo la sartén para que el huevo fuera a los bordes. Antes que se dorara, le doblé los bordes y cuando se doró un poquito, la volteé y la terminé de dorar por el otro lado.

Atrévete a probarla, que es deliciosa y muy nutritiva.

¿De qué era la tortilla más rara que te has comido? ¿Y la más rica?

Avena con frutas y almendras

Avena con frutas y almendras.

Avena con frutas y almendras. #Sano #Divertido #Delicioso

Debería comer esta avena con frutas y almendras más a menudo, porque me encanta y es muy sana, pero la verdad es que casi siempre la hago sólo los fines de semana. Soy muy dormilona y prefiero desayunar en el camino o cuando llego a la oficina, con un sándwich o una sincronizada que prepare mi marido.

La avena es buena para el corazón y tanto las frutas como la almendra tienen muchos antioxidantes y vitaminas.

Si te parece que este desayuno es demasiado sano y que la avena es aburrida, te invito a probarla con esta receta y vas a ver qué gran diferencia. La clave es usar leche de almendras sin azúcar, pero últimamente también la hago con leche de coco, que me recomendó una amiga en Instagram, y también queda deliciosa y cremosa. La leche de coco que uso es la que está en el estante de la leche, no la que se usa para el curry ni la de la piña colada.

Puedes ponerle las frutas que más te gusten, y sobre todo, las que estén en temporada, que serán más frescas y podrás comprar a mejor precio.

Esta receta es para un bol individual y está lista en 5 minutos. Te demoras más comiéndola que preparándola.

Ingredientes

½ taza de avena instantánea Old Style
1 taza de leche de almendras o de coco, sin azúcar
1 pizca de sal
1 cdta. de miel de naranjas o de agave
2 fresas
8 o 10 arándanos (bluberries)
1 cucharada de almendras fileteadas

Avena con frutas y almendras

#Avena con frutas y almendras #Desayuno #Delicioso

Preparación

Coloca la avena en un cuenco que puedas meter al microondas, añade la leche y la pizca de sal. Revuelve. Cocina en el microondas 2 minutos. Retírala, revuélvela y cocina otro minuto o minuto y medio más en el microondas. No dejes que se seque completamente, que luego queda muy seca. Debe quedar con un líquido cremoso en la superficie. Si el bol está muy caliente, pásalo a otro.

Lava bien las frutas, sécalas con cuidado y corta las fresas.

Tuesta las almendras unos 2 o 3 minutos en una bandeja resistente al horno, a 350⁰F (180⁰C). Esto potenciará su sabor.

Agrega la cucharada de miel a la avena y mézclala bien. Ponle por encima las almendras y las frutas, si es posible, adornando el plato, para que dé aún más gusto comértela.

Si no tienes microondas o si prefieres no usarlo, vierte la leche en una cazuelita pequeña y cuando vaya a hervir, agregas la avena y la cocinas 5 minutos aproximadamente, removiéndola a cada rato hasta que cremosa.

¿Y a ti qué le gusta desayunar? ¿Cómo preparas tu avena?

Bastones navideños de Nutella

bastones-navidenos-de-nutella

¿A qué estos bastones navideños de Nutella lucen como el desayuno perfecto para abrir los regalos el 25 de diciembre? Harina, hojaldre, nutella y almendras. No necesitas nada más. Fáciles, rápidos y riquísimos.

En casa los regalos los abrimos el 24 en la noche porque no hay niños, pero la costumbre en Estados Unidos es abrirlos el 25 y muchos latinos han optado por seguir esa tradición. He visto a más de una abuela disfrazarse de Santa Claus ese día bien tempranito y comenzar a repartir los regalos de todos en la casa.

Pero antes de comenzar a disfrazarnos, debemos poner a descongelar el hojaldre. 20 a 30 minutos son suficientes. Yo uso las láminas (sheets) de Pepperridge Farm, la misma con la que hago los pastelitos cubanos, pero puedes hacer la masa en casa si tienes tu propia receta. Yo hasta ahora no me he atrevido a hacer hojaldre.

Están listos en media hora. Salen 4 bastones grandes u 8 medianos. Los medianos son suficientes para 1 persona. Son crujientes, deliciosos y no tienen nada que envidiarle a los de tu repostero favorito. Con esta receta vas a triunfar en grande, te lo garantizo.

Ingredientes

2 láminas de hojaldre Pepperridge Farm
3 cdas de harina
1/2 frasco (6 oz aproximadamente) de Nutella
1/2 taza de almendras fileteadas

paso a paso

Preparación

Precalienta el horno a 400⁰F (200⁰C). Tuesta las almendras durante 5 minutos en una bandeja resistente al horno, removiéndolas a cada rato.

Espolvorea una superficie lisa con harina. Estira sobre ella las masas de hojaldre (previamente descongeladas) con un rodillo, reduciendo su grosor a la mitad. Úntalas de nutella con la parte de atrás de una cuchara o con una paleta, dejando los bordes sin untar. Distribuye homogéneamente las almendras tostadas sobre la nutella.

Enrolla la masa, corta el rollo a la mitad a lo largo y luego tuerce cada una de las mitades, como indica la foto.

Si quieres hacer 4 bastones grandes, dale la forma en este momento. Son un buen regalo para tus colegas en la oficina o para tus vecinos. Si quieres hacer 8, corta cada una de las mitades en dos y dale forma de bastón entonces.

Coloca los bastones en una bandeja resistente al horno. No muy pegados porque el hojaldre crece y se te unirían los bastones.

Hornea durante 20 minutos y una vez listos, deja que se refresquen unos 10 o 15 minutos sobre una parilla antes de servirlos calientes con café con leche o chocolate.

bastones-de-nutella

También puedes darle forma de rosca o trenzar las mitades del rollo.

Y no dejes de contarme cómo te fue con este desayuno navideño.