Header

Curry tailandés de camarones y piña

curry-tailandes-camarones

Curry tailandés de camarones y piña

El curry tailandés es de mis favoritos, ya sea con pollo, pescado, cerdo o sólo vegetales, pero este curry con camarones y piña queda para limpiar el plato como sea con tal de no dejar ni una gotica de esta salsa tan rica. ¡Y los colores! ¿Son fabulosos, verdad?

Si quieres comer algo diferente este Viernes Santo, anímate a preparar esta receta, que vas a quedar encantado y tu familia también. La hice el domingo para un grupo de amigos y disfrutamos de lo lindo. No le digas a nadie, pero todos repetimos. No estaba tan picante. Creo que para la próxima le pongo otro poquito de pasta de curry rojo.

Si eres amante del curry, te puede gustar también el japonés y te recomiendo la receta de Katsu-karē.

Esta receta da para 6 y está lista en media hora.

Ingredientes

2 latas de 400 g leche de coco tailandesa
2 cdas de pasta de curry rojo tailandés
1 1/2 cda de salsa de pescado (fish sauce)
1 cda de azúcar moreno
2 ramas de albahaca tailandesa fresca o 1 cdta seca
1 pedacito de citronella (lemongrass)
1/2 pimiento rojo
1/2 pimiento verde
1 taza de cubitos de piña, puede ser fresca o en conserva
1 lata de 5oz de raíces de bambú (bamboo roots)
1 1/2 lbs de camarones cocidos
1 rama de albahaca fresca o de cilantro para adornar
1 ají picante rojo

curry-tailandes-con-camarones

Curry tailandés de camarones y piña

Preparación

Bate las latas de leche de coco antes de abrirlas. Vierte la leche de ambas en una cazuela. Caliéntala a fuego medio. Cuando empiece a hervir, separa un cucharón de leche y mézclalo con la pasta de curry hasta que esta se disuelva bien. Regresa la leche con curry a la cazuela.

Añade la salsa de pescado, el azúcar, la albahaca y la citronella. Baja el fuego a medio-bajo y ve cortando los pimientos en cuadritos del tamaño de un bocado. Agrégalos al curry junto a la piña y las raíces de bambú. Sigue cocinando unos 15-20 minutos, hasta que la salsa se espese y cambie de color. De un tono naranja más blanquecino, pasará a un naranja más fuerte.

Adiciona los camarones y cocínalos unos 3 minutos. Retira la rama de albahaca y la citronella.

Pasa el curry a una fuente y adórnalo con hojas de albahaca o de cilantro y el ají picante cortado en rueditas.

Sírvelo caliente, acompañado de arroz basmati.

Atento con los camarones. Deben estar frescos o bien descongelados. Yo usé camarones cocidos, pero puedes usar crudos (limpiándolos bien previamente) y cocinarlos unos 5 minutos, hasta que cambien de color.

¿Y tú que vas a preparar este Viernes Santo?

This entry was posted in 30 minutos o menos, Platos principales

4 Responses



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *