Header

Paletas de mousse de café bombón

Paletas de mousse de café bombón

Desde el principio les advierto que si hacen estas paletas de mousse de café bombón se van a comer como tres de un tirón. Quedan espumosas por fuera y más heladas en el centro, se te derriten muy rico en la boca y tienen un sabor espectacular.

Si eres de los que comes mucho helado de un tirón viendo una peli, pues desde ya te digo que te olvides de hacer paletas y pongas la mezcla en un molde metálico de esos de hornear y luego te sientes con todo para ti frente a la tele. No exagero. Así de rico queda.

En fin, mejor lo hacen un día que tengan visita y así se reparten mejor las calorías y sorprenden a sus amistades o familiares con un postre delicioso.

El café bombón es café servido con leche condensada en vez de azúcar. Me encanta pero no suelo darme el gusto seguido porque es bastante dulce.

La inspiración para estas paletas de mousse de café bombón llegó a mí a través de un recetario de Hola, pero usé la técnica de adicionar gelatina sin sabor del helado de malta que tal vez ya muchos por acá han probado.

Helado de café bombón

Ingredientes

1 cda de gelatina sin sabor
3 cdas de agua
2 cdas de café instantáneo
1 lata de leche condensada de 14 oz (400 g)
1 lata de leche evaporada de 12 oz (350 g) bien fría

Preparación

Antes que nada, les recomiendo que pongan la leche evaporada en el congelador aproximadamente 1 hora antes de hacer la receta, para que al batirla monte mejor y más rápido.

Pon la leche condensada en un bol.

Disuelve la gelatina al baño María con las 3 cucharadas de agua. Añade el café instantáneo y deja que se disuelva también. Añade a la leche condensada y mezcla bien. Reserva.

Bate la leche evaporada en el KitchenAid o con unas varillas eléctricas hasta que monten. Adiciónala con cuidado a la mezcla de leche condensada con café, poco a poco y con movimientos envolventes, en unas 3 a 5 tandas, usando unas varillas manuales.

Puedes distribuir la mezcla en un par de moldes para cupcakes y meterlas en el congelador o ponerla en un molde metálico y taparlo con papel film. Si te decides por las paletas, una vez pasada una hora en el congelador, ponle los palillos. En ambos casos, déjalo 6 horas o de un día para otro en el congelador.

Mouse helado de café bombón

Para sacar las paletas del molde, coloca la bandeja para cupcakes dentro de una bandeja con agua caliente de la llave.

Las paletas se sirven (y se comen) de inmediato. El helado en el molde es más fácil de manejar y debes dejarlo un par de minutos fuera antes de servirlo para que entre mejor el cucharon para helados.

En casa nos quedamos locos con estas paletas de mousse de café bombón. Espero las disfrutes mucho también y te invito a compartirla en tus redes para que tus amigos también la prueben.

This entry was posted in Para niños, Postres

6 Responses



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *