Header

Pasta al horno con camarones

Pasta al horno con camarones

Hace unos días me puse a ver una serie de comida de la Costa Amalfitana y alguien habló de que ya no era pecado mortal para algunos en Italia mezclar pescados y mariscos con queso. Tal vez eso era lo que tenía en mente cuando hice esta pasta al horno con camarones.

Es básicamente una receta de macaroni & cheese con sabores delicados. Si quieres darle un toque más pronunciado tal vez sería buena idea aromatizar el aceite en el que vas a hacer los camarones con ajo y peperoncini, pero en mi caso, quería sentir el sabor de los hongos que he usado.

Tanto el hongo shiitake como el shimeji son muy aromáticos y aportan umami a esta receta, al igual que las chalotas. Combinan tan bien con la bechamel que casi que me pongo a hacer croquetas en lugar de la pasta; pero quería tener la comida lista pronto, así que esas croquetas fueron pospuestas.

Pasta al horno con camarones

Si no encuentras estos hongos puedes usar champiñones y regresar a la idea del ajo y el peperoncini en el aceite. Creo que quedaría muy rica también la pasta al horno así.

Esta receta da para 2 personas y está lista en 1 hora aproximadamente.

Ingredientes

1/3 de taza de hongos shiitake secos
1 taza de leche
1 hoja de laurel
3 cdas de mantequilla
2 cdas de aceite de oliva virgen extra
2 chalotas bien picaditas, separadas
2 cucharadas de harina de trigo
3 cdas de queso Parmesano rallado
Sal
1 pizca de pimienta
1 pizca de nuez moscada
200 g de pasta (usé penne rigatte)
1/2 taza de hongos shimeji oscuros (brown beech)
12 camarones
1 cdta de panko o de pan rallado

Pasta al horno con camarones

Preparación

Pon a hidratar los hongos shiitake en agua tibia. Estarán tiernos en 20 minutos.

Calienta la leche a fuego bajo con la hoja de laurel. No debe hervir.

Derrite 2 cucharadas de mantequilla con 1 de aceite de oliva en una cazuela mediana y agrega una de las chalotas picaditas. Saltea a fuego medio durante 5-6 minutos. El aceite evita que la mantequilla se queme. Agrega la harina y mézclala bien para hacer la bechamel. Cocínala durante 2 minutos.

Retira el laurel de la leche y ve añadiéndola en 3 partes a la mezcla con harina, para hacer una bechamel. Cada vez debe quedar libre de grumos. Ponle el queso parmesano, la pizca de pimienta, la de nuez moscada y sal al gusto.

Si te queda muy espesa la bechamel, ponle un poco del agua en que remojaste los shiitake. Remueve bien. Retira la cazuela del fuego y tápala con papel film para que no se ponga dura la salsa en la superficie. Reserva.

Pon a calentar agua para cocinar la pasta y mientras seca los shiitake y córtalos en pedazos de 1 centímetro. Lava bien los hongos brown beech y córtale la parte de abajo del tallo que suele ser a la que se le queda más tierra. Escurre bien los camarones, sécalos con papel toalla y salpimiéntalos.

Precalienta el horno a 400⁰F (200⁰C).

Pasta al horno con camarones

Cocina la pasta -que debe quedar al dente, pues luego se sigue cocinando en el horno- según las instrucciones del fabricante.

Mientras, pon a derretir la cucharada de mantequilla y la de aceite que te quedaban en una sartén. Incorpora la otra chalota picadita y los shiitake. Cuando estén pochaditos, unos 5 minutos más tarde, sube el fuego y añade los camarones y los hongos shimeji. Saltea removiendo a cada rato. Rapidito, que los camarones no pueden cocinarse mucho, es sólo para que cambien de color.

Una vez lista la pasta, escúrrela y agrégala a la cazuela con la salsa bechamel. Adiciona también los camarones y el resto de lo que has preparado en la sartén. Mezcla bien todo y viértelo en una sartén de hierro o en una fuente resistente al horno. Espolvorea el panko por encima.

Hornea 20 minutos y luego aplica el broil unos 5 minutos.

Sirve de inmediato.

Si te ha gustado, compártela en tus redes sociales para tenerla a mano cuando quieras prepararla.

This entry was posted in Platos principales

6 Responses



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *