Header

Pizzetas de hot dogs

Pizzetas de hot dogs

Hoy vuelvo a sacar inspiración del viaje a Japón (acabada de llegar de Madrid) y les traigo un plato nada japonés, unas pizzetas de hot dogs. La idea surgió del Sōsēji doggu (viene del ingles sausage dog), una salchicha o hot dog envuelta en pan, que venden en los kombini (de convinience stores) que hay en todas las ciudades japonesas a cada tres pasos.

Este tipo de tiendas son una de las mejores opciones para comer barato cuando andas por allá, por la variedad de productos a buen precio que puedes encontrar en ellas. Hay varias cadenas, entre ellas, 7 Eleven, Family Mart, Lawson y Sunkus. Ahí puedes comprar bebidas (algunas bien raras para los occidentales como es Pocari Sweat), alimentos listos para comer fríos y calientes, artículos de primera necesidad como pan o leche; así como alchol, cigarrillos, revistas, medias, camisas, corbatas, alguna medicina, chocolates y no sé cuantas cosas más. Cuesta creer cuánto colocan en esos espacios relativamente pequeños. Además, es el lugar para ir al baño cuando andas en la calle, como en Italia o en España son los bares.

Preparan comidas muy curiosas y bien presentadas, como el tosto tamago que les enseñé a hacer en los principios del blog. También venden sushi, bentos, yakisoba, sopas instantáneas, pollo frito (karaage), que vienen de maravillas para comer algo ligero y barato durante tus vacaciones, de paso entre una atracción turística y la siguiente, pero también para comprar cualquier cosita que se te olvidara comprar en el mercado, o se acabe inesperadamente, si vives allá.

Por cierto, los supermercados también son una buena opción para comer barato si visitas Japón. El surtido de alimentos listos para comer es increíble y al final del día rebajan lo que les va quedando.

Psando a la receta que nos ocupa hoy, les puedes agregar otros vegetales, untar el pan de aceite para hornearlo o servirla con los ingredientes clásicos para servir un hot dog, mayonesa, mostaza, kepchup, lo que te guste ponerle encima. Estos míos son una versión bastante light y quedan con un sabor suave. Los pueden servir con ensalada si se sienten demasiado culpables, pero un hot dog de vez en cuando no mata a nadie. Les encantarán a los niños. Son ideales para una noche de ver películas en casa o para llevar a picnics, a la playa, o la piscina, así como para una fiesta con los peques.

Pizzetas de hot dogs

Ingredientes

Aceite en espray Pam o el que prefieras
1 masa para pan francés de Pillsbury (o tu masa de pan preferida)
1/4 de taza de harina
1/2 taza de queso mozzarella rallado
4 hot dogs
3 tomaticos rojos
1 tomaticos amarillos

Preparación

La masa de Pillsbury no debes estar congelada. Mejor que se mantenga a la misma temperatura que la compras en el mercado.

Precalienta el horno a 350°F (180°C) y forra una bandeja con papel de horno o de aluminio. De ser necesario, unta con aceite en espray la superficie.

Espolvorea la harina sobe una superficie lisa y corta la masa cilíndrica de Pillsbury en 4 partes iguales. Aplasta un poco una de mas masas con los dedos y luego estírala con el rodillo de modo que quede con un grosor de poco más de 1 cm (1/2 pulagada). Ponle por encima 1 cuarto del queso rallado, 1 hot dog y unas mitades de tomate. Colócalo en la bandeja. Has lo mismo con el otro tercio de los ingredientes.

Mete la bandeja al horno durante 17-20 minutos.

Cuando estén listos, deja que se refresquen unos minutos sobre una parilla.

This entry was posted in 30 minutos o menos, Para niños, Tapas

14 Responses



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *