Header

Pudín de chia y avena. Saludable y nutritivo.

Pudín de avena y chia

He visto por las redes sociales recetas similares a esta como alternativa a una merienda, desayuno o postre saludables y por fin me he decidido a hacer mi propio pudín de chia y avena.

Me lo preparé para el desayuno, con la ventaja de que lo dejé preparado la noche antes y con lo dormilona que soy, esta primera parte de la receta, me ha encantado. Luego, el sabor también me ha dejado satisfecha. Lo hubiera podido comer solito con un poco de miel con muchísimo gusto, pero tengo que reconocer que las frutas no sólo le dan un toque visual, sino que hacen más sabrosa y completa esta comida. Y por último, llena cantidad por la cantidad de fibra que contiene. ¡Hasta he volado mi merienda de siempre esta mañana!

Las semillas de chia son ricas en Omega 3, uno de los tipos de proteínas más saludables que existen y son una buena opción para los veganos, que necesitan de ello y no quieren consumir pescado. Además son ricas en calcio y te dan energía. Al mezclar estas semillas con agua o leche y dejarlas reposar, se forma una especie de pudín gelatinoso debido a las fibras que contienen, que lo hace beneficioso para el sistema digestivo.

La avena por su parte es rica también en proteínas y vitamina B1 y B2. Es muy nutritiva y ayuda a controlar el colesterol y la digestión. Mientras que los frutos del bosque alivian los deseos de comer azúcares, contienen antioxidantes, ayudan a quemar grasas, rejuvenecen la piel y constituyen un alimento anticancerígeno. La miel es rica en fibra, hierro, calcio y vitamina C y un sustituto ideal del azúcar (endulza el doble y es mucho más saludable). Los pistachos reducen el riesgo de enfermedades del corazón, controlan la diabetes y la obesidad, son magníficos para mantener el deseo sexual, la vista y los dientes. Y por último, el plátano es rico en potasio, fibra y nos da energía.

Como ven, este pudín es una joyita para los que se están a dieta o simplemente andan cuidándose de lo que comen. Para hacerlo todo lo que necesitas es un pomo con tapa. No hay que cocinar nada. Los ingredientes que siguen dan para una ración. Se prepara en un par de minutos.

Pudín de chia y avena

Ingredientes

½ taza de avena
½ taza de leche de almendra
1 cda de semillas de chia
Frutos del bosque
½  platanito (banana)
1 cda de pistachos picaditos
1 cda de miel de abejas o miel de agave

Preparación

Mezcla en un pomo con tapa los primeros tres ingredientes. Revuelve, tapa y déjalo en el refri la noche anterior.

En el momento que vayas a comértelo lava bien las frutas, corta el plátano y pica el pistacho.

En un bol, un vaso ancho o una copa grande, pon la mitad de la mezcla con avena y chia, un poco de las futas y la miel. Repite las capas y ponle encima los pistachos picaditos.

Puedes sustituir las frutas por fresas, mango, kiwis, melocotones, albaricoques; y el pistacho por nueces, almendras, piñones, anacardos, semillas de calabaza o de girasol. Para variar también puedes usar leche de coco en lugar de leche de almendra.

This entry was posted in 30 minutos o menos, Desayunos, Vegetariano

10 Responses



Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *