Header

Blog Archives

Garbanzos con bacalao y espinacas

garbanzos-con-bacalao-y-espinaca

En Semana Santa siempre veo garbanzos con bacalao y espinacas por doquier en las redes sociales. Este plato se prepara mucho en España durante esos días. Yo siempre lo iba dejando para después y pasaron unos cuantos años antes que me decidiera a hacerlo.

Lo hice por fin este fin de semana. Después de mirar en internet y en los libros decidí prepararlos a mi manera. Confieso que me arrepiento de no haberlos hecho antes. Biggggg time! Casi tanto como de haber postergado por años ir a Italia. No tengo perdón.

¡Y tan fáciles de hacer!

Eso sí, ten en cuenta que tienes poner el bacalao en remojo con 1 o 2 días de antelación y cambiarle el agua unas 3 o 4 veces, manteniéndolo siempre en el refri.

Los garbanzos los puedes poner en remojo la noche anterior y luego cocinarlos menos, pero yo prefiero la olla de presión.

Da para 4 raciones.

garbanzos-con-bacalao-y-espinacas

Ingredientes

12 oz (350 g) de bacalao desalado
14 oz (400g) de garbanzos
Sal
1 hoja de laurel
3 cdas de aceite de oliva virgen extra
2 dientes de ajo
1/2 cebolla amarilla, picadita
3 tazas de espinacas
2 huevos duros

Preparación

Pon los garbanzos en la olla de presión con abundante agua (4 veces el volumen de los garbanzos). Cocínalos a fuego medio-alto durante 40 minutos después que la olla comience a pitar. Retíralos del fuego.

Hierve los dos huevos. Yo los hiervo 5 minutos y luego tapo el caldero y los dejo reposar en el agua caliente otros 5 minutos, ya fuera del fuego.

Cuando se le vaya la presión a la olla, regrésala a la candela, esta vez con el fuego medio. Ponle sal al gusto (no te pases que le vas a poner bacalao) y la hoja de laurel. Los vas a cocinar durante 15 minutos antes de agregar el resto de los ingredientes.

Mientras tanto, calienta agua y luego hierve en ella el bacalao (recuerda que lo debes dejar en remojo con antelación) de 5 a 8 minutos, dependiendo de su grosor. Escúrrelo y desmenúzalo.

Calienta el aceite a fuego medio, dora en este los dientes de ajo enteros y luego retíralos. Añade la cebolla y saléala durante 5 minutos, hasta que se ponga transparente.

Vierte la cebolla en la olla. Añade el bacalao y las espinacas. Cocina durante 5 minutos.

Retira la hoja de Laurel y añade los huevos duros. Sirve bien caliente.

Se los recomiendo mucho para estos días fresquitos en Miami y ya bastante fríos en otras regiones del Hemisferio Norte. Aunque la verdad, como siempre digo, una buena garbanzada viene bien haya frío o calor.

Patatas a la riojana

Patatas a la riojana 3

Patatas a la riojana

¿Papas o patatas? Una de las disyuntivas en las que me vi cuando mi libro estaba casi listo. La editorial que lo publicaba es española y en Cuba le decimos papas y no patatas a este tubérculo tan versátil. Yo quería ser auténtica y quería ponérsela fácil a los editores y su público. Al final decidimos incluir ambos modos de llamarlas, pero hoy en el blog, como este plato es español, vamos con “patatas a la riojana” para disfrute de españoles, cubanos y todos los amigos del mundo que me hacen el honor de pasar por el blog.

Este es un guiso muy popular en España y se puede preparar más o menos picante. Un clásico en el que las papas también se acompañan con carnes o pescado. Ajusta el picante a tu gusto jugando con las medidas del pimentón o adicionando un poco de guindilla si lo prefieres. Para mí usar pimentón picante es suficiente. Si no te gusta muy fuerte, reduce a la mitad el pimentón picante.

Usé vino de Jerez pero se vale emplear vino blanco o vino seco cubano. Da para 4 o 5 raciones si se sirve como tapa y para 2 o 3 como plato principal. Eso sí, debe quedar siempre caldoso para comerlo con cuchara. Además, mojar el pan en la salsa es la gloria.

Pongan a enfriar las cervezas y vamos con la receta.

Patatas a la riojana 2

Patatas a la riojana

Ingredientes

2 libras de papas (o patatas)
Sal
¾ de taza de aceite de oliva virgen extra
1 diente de ajo, bien picadito
½ cebolla blanca grande, bien picadita
1 pimiento rojo, cortado en tiritas
½ cdta de pimentón dulce
1 cdta de pimentón picante
2 chorizos riojanos, en rueditas
¾ de taza de vino de Jerez (Sherry Wine)
1 cda de perejil, picadito

Preparación

Pela las papas y córtalas en pedazos de 1 pulgada (3cm aproximadamente).

Calienta el aceite a fuego medio-alto en una cazuela mediana y añade las papas. Muévelas a cada rato y cuando comiencen a dorarse, unos 5 minutos después, añade el ajo y la cebolla. Baja el fuego a medio. Rehoga durante 3 o 4 minutos y agrega el pimiento y el pimentón. Remueve bien y rehoga unos 3 minutos más.

Adiciona el chorizo y el vino. Cuando el vino se evapore, vierte 1 taza de agua en la cazuela, de modo que cubra las papas. Baja el fuego a medio-bajo y sigue cocinando unos 15-20 minutos, hasta que las papas estén tiernas. Remuévelas a cada rato con cuidado, para que no se rompan.

Sirve caliente, espolvoreado con el perejil picadito.

Abre esas cervezas bien frías. ¡A disfrutar de estas papas o patatas a la riojana!

patatas a la riojana 1

Patatas a la riojana

Marmitako

Esta campaña ha sido compensada por Collective Bias,Inc. y su anunciante. Todas las opiniones son sólo mías. #40DaysOfFlavor #Clamato #CollectiveBias #ad

Marmitako

Este año voy incorporar a nuestro menú de Cuaresma el marmitako, un plato típico del País Vasco que he probado últimamente en el restaurante de los bajos de la oficina y me encanta. Es como un guiso de pescado con papas. Por supuesto que he preparado mi propia versión de el marmitako y le he puesto Clamato además del tomate picadito.

Así es la vida. A veces hago un Cubanito (un trago cubano) con salsa de tomate y hoy he usado Clamato para la comida y me encantó el resultado. El jugo lo compre en Walmart este fin de semana y se fue reduciendo según se cocinaba este plato, y agarrando el sabor del resto de los ingredientes. Quedó una salsita espesa y deliciosa. Éxito total la incorporación de Clamato al guiso.

clamato-tienda

En mi país era imposible planear las comidas de la Cuaresma, pues teníamos que comer lo que apareciera en cualquier época del año. También era casi prohibido ir a la iglesia. Los demás te miraban mal y en casa de mi madrina los santos estaban escondidos en un cuartico al que sólo podía pasar la familia. Por suerte eso ha cambiado.

Cuando llegué a Estados Unidos, mi ex vecino Héctor me enseñó a guardar las costumbres de estas jornadas y como él vivía sólo y casi siempre comía con nosotros, juntos hacíamos comidas acordes a nuestros compromisos para cada año. Ahora en casa el pescado está entre nuestras comidas todo el año, pero durante la Cuaresma comemos más seguido y me gusta siempre incorporar nuevos platos de diferentes culturas, además de hacer los tradicionales, como el escabeche o el bacalao a la vizcaína, para celebrar en familia. También estos días preparamos muchos platos vegetarianos.

El marmitako que les traigo hoy da para 3 y está listo en 45 minutos aproximadamente.

ingredientes

Ingredientes

3 cdas de aceite de oliva
1 cebolla mediana en ruedas
2 filetes de atún
2 dientes de ajo machacados
1 tomate pelado y picadito
1 hoja de laurel
2 cdas de perejil picadito, separadas
3 tazas de Clamato
1 pizca de pimienta de Cayena
12 papas amarillas pequeñas
Sal
Pimienta
1 pimiento rojo asado

Marmitako

Preparación

Corta el atún en tacos del tamaño de las papas. Salpimienta.

atun

Calienta el aceite a fuego medio en una cazuela y añade los aros de cebolla. Sofríe a fuego medio, hasta que las cebollas estén tiernas, unos 5-7 minutos.

cebolla

Mientras tanto, pela las papas.

Agrega a la cazuela el atún y rehoga. Adiciona el ajo, el laurel, la mitad del perejil, el Clamato y la cayena.

todo

Incorpora las papas. Asegúrate que todo queda cubierto. Cocina 30-35 minutos, hasta que las papas estén tiernas.

tapado

Agrega los pimientos en tiritas y cocina unos 3-5 minutos. Adorna con el resto del perejil.

mermitako terminado

¿Tú con qué lo servirías? ¿Con pan o con arroz blanco acabadito de hacer?

¿Usas jugos para cocinar? ¿Me compartes tu receta?