Header

Blog Archives

Pollo a la guayaba

Polloalaguayaba

La guayaba es una de las frutas preferidas para preparar dulces en mi país y no precisamente pollo, carnes, percados o mariscos. Con ellas hacemos casquitos en almíbar; unas barritas con la textura del membrillo que solemos servir entre dos lascas de queso blanco fresco; y mermelada, tanto líquida para disfrutar con queso, como una más espesa para untar.

Después de hacer los camarones a la guayaba, pensé que podía ponerle un aliño parecido al pollo. Hoy coparto con ustedes este exitazo de receta.

La mermelada de guayaba para untar que he usado para preparar el pollo la pueden comprar en los mercados latinos. Suelen venderla de la marca La Conchita en la sección de mermeladas para el desayuno o la merienda.

Les debo historias de Japón, pero en estos días ando con el cubano revuelto. Sigo en los finales de mi libro de cocina cubana, que ya casi está listo y hasta lo han puesto en preventa en Amazon España. Recuerden que sale primero allá, pues lo publica Anaya, que es una editorial española. Yo estoy emocionadísima y mi cuerpo me pide que ya lo deje volar.

Ingredientes

6 piezas de muslo y contramuslo (encuentros) de pollo sin piel
Pimienta
Sal
4 cucharadas de mermelada de guayaba para untar
2 cucharadas de salsa soya
2 cucharadas de mostaza Dijon
1 cucharada de vinagre de arroz
3 dientes de ajo bien picaditos
2 cucharadas de aceite
1 rama de salvia o de romero

Preparación

Salpimienta las piezas de pollo y colócalas en un cuenco hondo o en una bolsa de congelación tipo Ziploc.

Bate la mermelada, la salsa soya, la mostaza, el vinagre y el ajo. Cubre el pollo con la salsa. Refrigera al menos media hora.

Precalienta el horno a 400⁰F (200⁰C).

Pasa el pollo a una bandeja resistente al horno y rocíalo con el aceite. Cocina durante 40 minutos, 20 minutos por cada lado. Antes de servir, asegúrate de que no tiene partes rosadas en la carne pegada al hueso.

Adorna con una rama de romero o de salvia. Sirve con arroz blanco y maduros fritos.