Header

Blog Archives

Pulpeta de pavo a la italiana

Pulpeta de pavo a la italiana

El primero de enero hicimos la segunda reunión del grupo, esta vez en Miami, y uno de los platos que preparamos fue esta pulpeta de pavo a la italiana que he repetido enseguida con un poco de salchicha italiana que me quedaba, pues es facilísima de hacer y rinde muchísimo.

La receta es del libro Giada’s Italy, del que ya hice Pasta al cacio e pepe con panceta y espinacas y Pudin de orzo y chocolate blanco. Aunque ella la hace con salsa italiana de un frasco, yo casi nunca tengo y he preparado mi propia salsa con una lata de tomates, que sí es algo que mantengo en mi despensa.

La salsa la pueden hacer desde el día anterior. En cualquier caso, deben comenzar a hacerla al menos una hora antes de la pulpeta, o polpetone -si quieres nombrarla en italiano.

Otros cambios que hice a esta pulpeta de pavo a la italiana fue usar pan de molde en vez de ciabatta. Usé un pan integral. La razón fue que ya lo tenía en casa. Seguramente queda más rico con ciabatta, pero es más sano con pan integral. También usé una combinación de quesos diferente. Giada Laurentis ha usado Pecorino y Parmesano-Reggiano.

En general, es un plato muy sano. Está listo en una hora y da para 8-10 comensales. Giada recomienda servir la pulpeta con una polenta cremosa y espinacas. ¿Tú con qué la servirías?

Pulpeta de pavo a la italiana

Ingredientes

Para la salsa:
1 lata grande de tomates en conserva
2 cdas de aceite de oliva virgen extra
1 diente de ajo
1 pizca de peperoncini
1 pizca de azúcar
1 rama de albahaca
Sal

Para la pulpeta de pavo a la italiana:
2 lonchas de pan integral sin corteza
1/2 taza de leche
1 huevo
1/2 taza de queso Pecorino-Romano
1/2 taza de queso Parmesano
1/2 cdta de orégano seco
1/2 cdta de paprika
1 pizca de peperoncini
3/4 de cdta de sal
1/2 lb de salchicha italiana sin la telita
1 lb de picadillo de pavo
1 cda de aceite de oliva virgen extra
La salsa

Pulpeta de pavo a la italiana

Preparación

Para hacer la salsa, pasa los tomates por la batidora o el procesador de alimentos. Reserva.

Calienta el aceite de oliva en una cazuela mediana a fuego medio. Añade el ajo y el peperoncini. 30 segundos después, cuando empieza a sentirse el aroma, retira el ajo y añade los tomates triturados. Añade el azúcar, la albahaca y sal al gusto. Baja el fuego a medio-bajo, tapa y cocina por unos 20-30 minutos. Deja que se refresque un poco.

Para hacer la pulpeta de pavo a la italiana, corta el pan con las manos en pedazos pequeños. Bate el huevo con la leche y agrégalo al pan, asegurándote que se moje bien. Deja reposar durante 10 minutos.

Precalienta el horno a 375⁰F (190⁰C).

Añade la sazón, o sea: el orégano, la paprika, el peperoncini y la sal. Así como la salchicha y el picadillo de pavo. Mezcla bien con las manos limpias.

Engrasa una bandeja resistente al horno o un pirex con poco aceite de oliva (creo que le puse menos de la cucharada) y con una brocha, cubre todo el fondo.

Coloca la masa en medio de la bandeja formando un loaf, longitudinalmente, de modo que quede con un grosor de una pulgada y media. Acomódala bien con las manos. Vierte sobre ella la salsa retirando la rama de albahaca.

Hornea 45 minutos o hasta que la temperatura interna de la pulpeta sea 160⁰F (71⁰).

Deja que se refresque unos 10-15 minutos antes de servirla, cortada en ruedas y poniéndole por encima la salsa que ha quedado en la bandeja. Si la salsa se ha enfriado mucho para tu gusto, puedes recalentarla en una cazuelita.

Espero pasaran unas magníficas vacaciones de fin de año y espero que el 2019 les venga lleno de salud y prosperidad.

Alambre de pavo

Alambre de pavo

Una de mis celebraciones favoritas durante el año es Thanksgiving pero me cuesta que mi familia coma pavo y siempre sobra muchísimo. Hoy les traigo un alambre de pavo para aprovechar esas sobras con las que muchas veces no sabemos qué hacer.

A los caribeños casi siempre nos gusta más hacer carne de cerdo y a otros les gusta tanto el pavo que lo repiten en Navidad. Por si acaso, aquí les dejo una receta de pavo que hice para Baby Center y una de cerdo asado en cazuela por si repiten esta carne para fin de año.

El alambre es muy común en las taquerías mexicanas. Lo probé por vez primera cuando conocí a mi esposo y siempre me trae muy buenos recuerdos. Según el libro La gran cocina mexicana, es un plato original de Sonora, uno de los estados con mayor producción de carne mexicana y su nombre alude a las brochetas con que solían prepararse, aunque en muchas ciudades se prepara a la plancha o en un sartén, como este que les traigo.

Alambre de pavo

Se puede hacer desde cero pero yo suelo hacerlo más con las pechugas de pollo al horno que hacemos cada semana. También puedes hacerlo de carne de res o carne de cerdo. A estos dos últimos, no dejo de ponerle el chorrito de salsa inglesa que lleva la receta. Suele servirse con guacamole.

Este plato da para 6-8 tacos.

Ingredientes

1 1/2 taza de carne de pavo cortada en cubitos del tamaño de un bocado
1/2 pimiento rojo
1/2 pimiento amarillo
1/2 pimiento verde
1/2 cebolla morada
1 taza de queso Mozzarella semiseco rallado
1 taza de queso Cheddar o Pepper jack rallado
Tortillas para servir
Tu salsa mexicana preferida

Cómo preparar alambre

Preparación

Corta los pimientos y la cebolla en cuadritos tamaño bocado, similar al tamaño de los cubitos de pavo. Colócalos con el pavo en una sartén a fuego medio. Mezcla y ve calentando poco a poco, moviendo a cada rato durante 8-10 minutos. No hace falta ponerle grasa porque los pimientos y la cebolla irán soltando su jugo y no se pega, además transfieren ese jugo a la carne de pavo o si lo hacen con pechuga de pollo, también.

Baja el fuego a casi el mínimo, espolvorea el queso por encima y tapa durante 2-3 minutos.

Calienta las tortillas mientras tanto y resérvalas para que mantengan calientes.

Coloca porciones del alambre en las tortillas y ponle por encima tu salsa favorita.

Tacos de alambre de pavo

¿Qué te parece? ¿Hay otras recetas mexicanas que te interesa aprender a hacer?

Calabacines rellenos fáciles

Calabacines rellenos fáciles

Ya tengo en el blog una receta de calabacines rellenos, pero no tan fáciles como estos. Los hice con los calabacines redonditos, que en Miami no se encuentran en todos los mercados y son un poco más difíciles de vaciar que estos larguitos, además de llevar más relleno.

El Ras el hanout o Ras al hanout es una mezcla de especies del norte de África que algunos dicen lleva sólo 12 componentes pero tiene versiones infinitas. Su nombre quiere decir, la cabeza de las especies, la mejor de las mejores que puedes encontrar en la tienda. Aquí se puede comprar en Trader Joe´s o en mercados de comida árabe. Se usa para adobar carnes y pescados, así como en cuscús o arroces.

En esta receta usé un poquitico de picadillo de pavo que me quedó de unos tacos que hice durante la semana. Tan poco como 4 cucharadas, para que vean que no se debe tirar nada a la basura.

Se puede hacer una versión vegetariana, eliminando el picadillo y usando solamente la masa que quitas del centro del calabacín. Eso sí, da para rellenar menos, unos 3 calabacines pequeños o 2 medianos. También puedes usar picadillo de res o de cerdo.

Están listos en media hora y da para 3.

Ingredientes

3 calabacines medianos
1/2 cdta de Ras al Hanout
Sal
1 cda de orégano fresco, picadito
1 cda de aceite de oliva virgen extra
1/2 cebolla mediana, picadita
1/2 pimiento rojo, picadito
4 cdas de salsa de tomate
4 cdas de picadillo de pavo cocinado
1 cda de queso Parmesano rallado

Calabacines rellenos. Receta fácil.

Preparación

Corta los calabacines a la mitad a lo largo y con una cucharita chiquita, retira el centro y las semillas. Pica bien lo retirado del centro, agrégale el Ras al Hanout, el orégano y sal al gusto.

Cocina las canoas de calabacín al vapor, durante 8 minutos, colocándolos hacia abajo para que no se les quede agua en el centro.
Mientras tanto, calienta una sartén a fuego medio y vierte en ella el aceite. Añade la cebolla y el ají y saltea durante 5 minutos, hasta que estén tiernos. Incorpora la salsa de tomate, los calabacines picaditos y el picadillo de pavo. Baja el fuego a bajo-medio y cocina unos 8-10 minutos. El calabacín va a soltar liquido y ayudará a que la salsa no sea tan espesa en un principio y puedas cocinar todo un rato para que se mezclen mejor los sabores.

Cuando la salsa se espese, prende el horno a 350⁰F (180⁰C) para que se vaya calentando y rellena las canoas ya cocidas al vapor, usando una cucharita, con la mezcla que contiene el picadillo. Espolvorea las canoas rellenas con queso Parmesano y hornea en una bandeja cubierta con papel encerado durante 15 minutos.

Los puedes servir tal cual o acompañados de ensalada o de cucús con cúrcuma.