Header

Blog Archives

Tarta de manzana e higos

Los higos siempre me hacen recordar un chiste de cuando era pequeña, aquel del niño vendiendo peras “y” higos. Y esta tarta me recordó los muñequitos del oso Yogui, así cubierta y todo, con el olor caminando por toda la casa, algo que jamás creí iba a poder hacer, porque como siempre les digo, los dulces no se me dan muy bien.
papayogi31
Esta tarta la hice para Thanksgiving, pero estaría muy bien para Navidad también. La receta, como la de las otras tartas, la tomé de la revista Food Network de noviembre de este año y le hice algunas variaciones. Lleva bastante tiempo de preparación, pero es deliciosa. Y si yo pude hacerla, seguro tú puedes hacerla también. Sólo necesitas la ayuda de un procesador de alimentos.
Ingredientes
Para la masa:
2 1/4 tazas de harina
1/4 cdta. de polvo para hornear
1 cdta. de azúcar
1/2 cdta. de sal
14 cdas. de mantequilla sin sal 
1/4 de taza de agua helada
Para el relleno:  tartademanzanasehigos-ingredientes1
3 manzanas
8 oz. de higos secos
4 oz. de manzanas secas
1/3 de taza de azúcar
2 cdas. de jugo de limón
1/2 cda. de canela en polvo
2 cdas. de mantequilla sin sal
Aparte:
1 huevo
1/4 de taza de harina 
2 cdas. de azúcar morena
Preparación
La masa:
Mezcla la harina, el azúcar y la sal en un procesador de alimentos. Adiciona la mitad de la mantequilla, picándola en pedazos, y mezcla hasta que parezca arena. Agrega el resto de la mantequilla y bate hasta que queden dentro de la masa bolitas del tamaño de un chícharo. Incorpora el agua helada y sigue mezclando hasta que la masa quede uniforme. Si no el agua no es suficiente, puedes ponerle un par de cucharadas más, una a la vez y batiendo constantemente.
Divide la masa en dos, con las manos dales la forma de discos, envuélvela en un nylon y guárdalas en el refrigerador 1 hora.
El relleno:
Unos 15 minutos antes de que pase la hora que la masa debe permanecer en enfriándose, pica y pela las manzanas en trozos. Combínalas con todos los ingredientes menos la mantequilla a la vez que los trituras en el procesador de alimentos. No se cocina.
Armar la tarta:
Cuando la masa ha pasado su hora en enfriándose, espolvorea una superficie plana con un poco de harina (listada en “aparte”) y con ayuda de un rodillo, has dos discos de 12 pulgadas con las masas. Pon uno de ellos en un molde de 9 pulgadas, adiciona el relleno haciendo una leve lomita en el centro, ponle la mantequilla que habías reservado y cúbrelo con el otro disco de masa. Cierra la tarta por los bordes, uniendo las dos masas y dándole la forma que te plazca.
Bate el huevo y con una brochita, riégalo por la parte superior de la tarta. Espolvorea con azúcar morena. Hazle unos cortes y mete al refri por otra hora.
Cuando haya transcurrido media hora, pon una bandeja para hornear en la parrilla inferior del horno y precaliéntalo a 425F durante 30 minutos. Luego coloca el molde con la tarta en la bandeja, baja la temperatura a 375F y hornea hasta que esté dorado,  aproximadamente 50 minutos. Deja que se refresque antes de comer. No es necesario ponerlo en el refrigerador, pero puedes enfriarlo y comértelo al día siguiente, e incluso un par de días después.
tartademanzanaehigos11
Tips
 
Es riquísima tibia con una bola de helado de vainilla.
 
Foto del oso Yogui tomada de Nubes de Nata.
 
 

Tarta de miel de jengibre y pistachos

tartadespues

Esta tarta la hice para Thanksgiving, pero es divina para cualquier día del año y perfecta para la cena de Navidad. Fue el postre preferido de todos los que preparé para Acción de Gracias, y como la de boniato, la receta aparece en la revista del Food Netwok del mes de noviembre de este año. Mi toque personal fue usar miel de jengibre. Pensé: cardamomo + pistachos = India, y me armé mi propio viaje, en el que el jengibre vendría de maravilla.
 
Todavía estoy sorprendida de haber hecho las masas. Creo que en Navidad haré más, pues tendré full house y me encanta cocinar para mis amigos y mi familia.No sé para cuántos da esta tarta, pues es demasiado sabrosa.
 
Ingredientes
 
Para la masa:
 
1 1/4 tazas de harina
1/8 cdta. de polvo para hornear
1/2 cdta. de azúcar
1/4 cdta. de sal
7 cdas. de mantequilla sin sal (cortada en pedazos)
 
Para el relleno:
 
6 cdas. de mantequilla sin sal derretida
3 huevos grandes
3/4 taza de azúcar morena
3/4 taza de miel con jengibre
2 cdtas. de jugo de limón
2 cdtas. de extracto de vainilla
1/4 cdta. de sal
2 1/4 tazas de pistachos (descascarados y tostados)
1 cda. de harina
1/2 cdta. de cardamomo molido
 
Preparación
 
La masa:
 
Mezcla la harina con la sal, el azúcar y el polvo para hornear en un procesador de alimentos. Adiciona dos cucharadas de mantequilla y sigue batiendo hasta que la mezcla luzca como harina gruesa. Agrega el resto de la mantequilla y sigue batiendo hasta que se hagan bolitas del tamaño de un chícharo.
Incorpora entonces 1/4 de taza de agua bien fría y bate unas cuantas veces más. La masa debe quedar compacta. Si no, adiciona cucharadas de agua, una a la vez, mientras bates. No deben ser más de cuatro.
Ya lista la masa, sácala del procesador, has una bola con ella. Aplástala con las manos hasta formar un disco y ponla en un nylon para envolver. Colócala en el refrigerador y déjala reposar 1 hora.
Pasado ese tiempo, espolvorea una superficie plana ligeramente con harina y forma un disco de 12 pulgadas de diámetro. Acomoda el disco en un molde de 9 pulgadas de diámetro y con lo que te sobre, arma el borde de la tarta, envolviendo hacia adentro y dándole la forma que prefieras para darle la terminación. Ponlo en el refri durante 30 minutos.
Mientras, precalienta el horno a 425⁰F y coloca dentro una bandeja para hornear vacía por 30 minutos.
 
 
El relleno:
 
Mezcla todos los ingredientes del relleno menos los pistachos. Puedes hacerlo en el procesador, la batidora, o a mano con unas varillas.
 
Cuando hayas horneado la masa por 30 minutos a 425⁰F, sácala y coloca los pistachos en ella, vierte la mezcla del resto de los ingredientes del relleno y coloca el molde sobre la bandeja vacía que habías precalentado. En ese momento, baja la temperatura del horno a 325⁰F y hornea 50 a 55 minutos.
 
Deja que se refresque antes de servir. Se pone muy sabroso si luego de refrescarlo lo pones un rato en el refri.
 
tartaantes
Tips
 
Si se te empiezan a dorar demasiado los bordes de la tarta, tápalas con papel de aluminio y regrésala al horno.

Por último, quiero compartir con ustedes este post de Pascual Pomares, de La Cove de Llop Marí, sobre mi blog. Me ha llenado de alegría esta mañana. No dejen de pasar por allá y ver sus recetas.

Tarta de boniato americano, whisky y bacon

tartadeboniatoybacon1

Pasé la noche antes de Thanksgiving haciendo tartas. Se me han dado por fin las masas, que antes intenté hacer sin buenos resultados. Las recetas las tomé de la revista del Food Netwok del mes de noviembre de este año. 
Antes de seguir, quiero darle unas gracias enormes a mi amigo virtual Dorven Dorta -a quien me parece conozco de toda la vida, desde los tiempos de mi otro blog que nada tenía que ver con la cocina-, por regalarme la subscripción de esta misma revista. Ha sido algo que iba dejando para después, ansiaba mucho, y resulta que el Universo me tenía esta grata sorpresa preparada.
Volviendo a las tartas, hice una de calabaza con ricotta, una de pistachos, una de manzana e higos, y esta que hoy comparto con ustedes. Poco iré publicando las recetas, y tal vez deje alguna para el Thanksgiving próximo, por si me agarra una mecha parecida a la de estos días, en los que apenas he tenido un respiro.
Le digo boniato americano al que es naranja por dentro. En Cuba el boniato que comí siempre tenía un color entre verde y gris.
Ten en cuenta que la masa debe pasar 4 horas en el refri antes de armar la tarta. 
 
Estas medidas dan para un molde de 9 pulgadas.
Ingredientes
Para la masa:
1 1/4 tazas de harina
1 cda. de azúcar
1/2 cdta. de sal
6 cdas. de mantequilla sin sal picada en pedazos
2 oz. de queso crema
1 cdta. de vinagre de manzana
2 cdas. de agua helada
ingredientesparatartadeboniato1
Para el relleno:
2 tazas de puré de boniato americano
1 taza de leche evaporada
3/4 taza de azúcar morena
2 huevos
1 cdta. de canela en polvo
1/2 cdta. de jengibre en polvo
1/4 cdta. de nuez moscada en polvo
2 cdas. de bourbon o el whisky que prefieras
Para adornar:
3 tiras de bacon
1 cda. de azúcar
Preparación
Para la masa:
Coloca la harina, el azúcar y la sal en el procesador de alimentos y bátelos para que se mezclen.
Adiciona la mantequilla y bate hasta que la masa tenga bolitas del tamaño de un chícharo.
Adiciona el queso crema y bate otra vez hasta que se formen las mismas bolitas.
Adiciona el vinagre y las 2 cucharadas de agua helada. Sigue batiendo hasta que la masa forme un sólo pedazo. Si no está lista así, adiciona más cucharadas de agua, una a la vez, hasta que se separe la masa de las  paredes del procesador.
Saca la masa y has una bola con ella. Aplástala con las manos hasta formar un disco y ponla en un nylon para envolver. Colócala en el refrigerador y déjala reposar 4 horas.
Pasado este tiempo, estira la masa con un rodillo, haciendo un disco de 12 pulgadas, sobre una superficie espolvoreada ligeramente con harina. Ponlo en el molde, enrolla lo que te sobre para hacer el molde y dale la forma que prefieras. Mete el molde con la masa al refri por 30 minutos.
Precalienta el horno a 350F.
Pasada la media hora, pincha el fondo de la masa unas 6 veces, en diferentes sitios, con un tenedor, cúbrelo con papel aluminio y llena la cavidad con frijoles secos. Hornea durante 20 minutos. Retira el papel de aluminio y los frijoles y hornea otros 10 minutos. 
 
Para el relleno:
 
En estos últimos 10 minutos puedes hacer el relleno, mezclando todos los ingredientes en la batidora o en el mismo procesador.
Vierte la mezcla dentro del molde con la masa y hornea 1 hora. 
Deja que se refresque. No es necesario enfriarlo, pero también se puede comer así.
Cuando vayas a servirlo, habrá llegado el momento de adornarlo. Pica en pedazos bien pequeños el bacon y ponlo en un sartén con el azúcar a fuego medio-bajo hasta que esté crujiente. Soltará grasa, así que escúrrelo antes de ponerlo sobre la tarta.
Tips
Si colocas el bacon con antelación, aunque lo escurras, se te harán islas blancas de grasa alrededor de este y no luce nada apetitosa la tarta.
Cuando estés horneando la masa, sola o con el relleno, si se te quema el borde, porque cada horno va a su aire, cúbrelo con papel aluminio.