Header

Blog Archives

Vaca frita

Vaca frita

Mucha gente confunde la vaca frita con la ropa vieja.

Créanme que no solo los que no son cubanos tienen esa confusión, porque ninguno de estos dos platos se encuentran fácilmente en un hogar de la isla hace años. Por aquello de las vacas sagradas. Larga historia…

Aunque ambas están hechas con carne ripiada, la vaca frita queda tostadita y no tiene salsa, mientras que la ropa vieja es una carne ripiada en salsa. Ambas son deliciosas y se dejan acompañar muy bien con arroz, frijoles negros y plátanos maduros fritos, como ven en esta foto.

Hace rato quería compartir esta receta con ustedes. Me la han pedido mucho y además, me quedé con ganas de ponerla en mi libro, pero como quise poner 10 recetas en cada capítulo, tocó elegir y la dejé fuera. A cada rato me da por revisar esa lista para que al menos esas recetas aparezcan en el blog. Así que nos esperan muchas delicias cubanas juntos todavía.

Para hacer la vaca frita, hay que empezar con bastante tiempo de antelación, pues hay que ablandar la carne, esperar que se refresque para deshebrarla y luego adobarla y dejarla reposar en su adobo.

Esta receta da para 6-8 raciones.

Vaca frita. Receta cubana

Ingredientes

Para preparar la carne previamente:
1 1/2 lb de carne de falda de res
1/2 cebolla cortada toscamente
1/4 de pimiento verde
1/2 zanahoria cortada toscamente
1 hoja de laurel
1 palo de apio con sus hojas

Para la vaca frita:
1 cdta de comino
5 dientes de ajo machacados
El jugo de 1 limón
Sal
Pimienta
1 cebolla blanca en juliana
4 cdas de aceite de oliva virgen extra

Preparación

Corta el pedazo de falda de res en 4 o 5 pedazos y colócala en la olla de presión con el resto de los ingredientes del primer grupo y agua que los cubra. Después que pite la olla, dale 30 minutos. Cuela el caldo y resérvalo para otra receta. Del resto, desecha todo menos la carne, que pondrás a refrescar por 30 minutos aproximadamente.

Cuando la carne esté fresca, desenhébrala bien y agrega el segundo grupo de ingredientes, menos la cebolla y el aceite. Tápala y déjala reposar en el refri al menos 1 hora. De un día para otro, mucho mejor.

Para cocinar la carne, adiciona la cebolla en juliana de modo que se reparta bien por toda la carne. Pon a calentar un sartén grande, añade 2 cucharadas de aceite y cuando este se caliente, añade la mitad de la carne con cebolla. Saltéala bien hasta que se ponga tostadita la carne. Reserva en un sitio donde se mantenga caliente y pásale un papel toalla a la sartén. Repite la operación con el resto del aceite y la carne ripiada con cebolla. Puedes hacerlo en más tandas si no tienes un sartén grande.

Sirve caliente. No recomiendo comerla recalentada, pues se reseca demasiado.

¿Y a ti que te gusta más, la vaca frita o la ropa vieja?

Si quieres probar mi receta de ropa vieja la puedes encontrar aquí.