Croquetas de jamón

Croquetas de jamón

Ya no como muchas cosas fritas, pero al karaage las torticas de camarón, y las croquetas no me puedo negar. A estas últimas especialmente si son de jamón. Tengo que comerme un par. O tres.

Las croquetas de jamón son de mis preferidas de toda la vida. Y seguro de ustedes también. ¿Acaso no es lo primero que se acaba en todas las fiestas?

A Simone Ortega agradezco la idea de mezclar los dos jamones de esta receta. Yo unas veces las hacía con jamón serrano español y chorizo, otras sólo con jamón black forest u otro parecido molido. Pero su libro, 1080 recetas de cocina, me abrió la ventana a combinar lo más sabroso con lo más económico y a perfeccionar mis croquetas de jamón del período croquetásico.

Croquetas de jamón

Hay que estar atentos a esas señales del universo. De este mismo modo, hace ya mucho tiempo que empanizo las croquetas con panko en vez de galleta o pan molido, porque el empanizado absorbe menos grasa y queda mucho más bonito, como ya han visto en las croquetas de espinaca y queso.

Mucha gente se queja de que se le hacen grumos al hacer la bechamel. Hay quien prefiere hacer como Nitza Villapoll y muchas amas de casa cubanas, que batían la harina con la leche (osterizaba solía decir Nitza, verbo que amo y hace referencia al uso de una batidora Osterizer) y luego revolvía la masa constantemente. Yo uso otro truco, ir poniendo la leche poco a poco, ya sea tibia, caliente o a temperatura ambiente.

Nadie ha dicho que las croquetas no sean trabajosas. Pero son tan sabrosas. Y estas quedan que se derriten en la boca. Otro truco para estas croquetas: si calientas la leche a fuego lento con un hueso de jamón antes de hacer la bechamel -y por supuesto, lo retiras a la hora de echar la leche- el resultado será aún más mejor.

Croquetas de jamón

Es muy importante que cortes bien chiquitico la cebolla y los jamones. Esta receta da unas 13 croquetas medianas o 20 pequeñas como las que se sirven en los cumpleaños.

Ingredientes

  • 2 cdas de mantequilla sin sal
  • 1 cda de cebolla blanca bien picadita
  • 4 cdas de harina de trigo + 1/3 de taza para empanizar
  • 1 taza de leche a temperatura ambiente
  • 1 taza de jamón black forest bien picadito
  • 1/2 taza de jamón serrano español bien picadito
  • Sal
  • 1 pizca de pimienta negra recién molida
  • 1/8 de cdta de nuez moscada
  • 1/2 cdta de vino seco (opcional)
  • 2 huevos
  • 1 taza de panko
  • 1/2 l de aceite de oliva
Croquetas de jamón

Preparación

  • En una cazuela mediana, derrite la mantequilla a fuego medio. Adiciona la cebolla y póchala.
  • Unos 3 a 5 minutos después añade 4 cucharadas de harina y revuelve bien con una cuchara de madera, hasta que la harina se mezcle bien, empiece a tomar un color dorado y se despegue la masa de la cazuela. Esto sucede muy rápido. Cuidado no se te queme.
  • Agrega un chorrito de leche y mézclala bien con la masa. Una vez que la masa se comienza a despegar de la cazuela, agrega otro poquito de leche. Repite el proceso unas 6 a 8 veces y cuando vayas a poner el último poco de leche, añade la sal (no mucha que el jamón es salado, puedes incluso no ponerle ninguna si comes bajo en sal) al gusto, una pizca de pimienta y otra de nuez moscada.
  • Apaga el fuego e incorpora bien los jamones y el vino seco a la masa. Coloca la masa en un recipiente de cristal, preferiblemente uno grande donde se esparza bastante, para que se enfríe más rápido. Tápala con un paño y ponla en el refri por dos horas o mejor de un día para otro.
  • Coloca tres platos en la encimera, uno con el resto de la harina, otro con los huevos batidos y otro con panko.
  • Divide la masa en 15 porciones usando un cuchillo o ve agarrando pedazos del tamaño más o menos de una pelota de ping pong con ayuda de una cuchara.
  • Dale forma cilíndrica y pasa cada croqueta primero por harina, luego por huevo y finalmente cúbrelas con panko. Ve reservándolas en una bandeja o un plato grande.
  • Pon a calentar el aceite a fuego medio alto. Para comprobar que está listo para freír las croquetas, échale un pedacito de panko. Este debe bullir y flotar enseguida.
  • Fríe las croquetas en dos o tres tandas por 3-4 minutos, hasta que se doren. Es preferible que las tape el aceite y no tener que voltearlas.
  • Según estén listas, retíralas con una espumadera y ve poniéndolas en un colador o sobre papel toalla para eliminar el exceso de grasa.
Croquetas de jamón

Sírvelas con unas cervezas bien fría o una sangría.

Puedes congelarlas y luego ponerlas a freír directamente en el aceite caliente a la hora de comerlas. Probablemente les tengas que dar un par de minutos más.

Sharing is caring!

22 thoughts on “Croquetas de jamón”

  1. Genial! Me recuerdan a las que hace mi papá, que es el que tiene buena paciencia para todo el proceso jejej. Pero como ahora tengo tiempo, aquí vine a buscar tu receta para hacer unas 🙂

    Reply
  2. Yo también hago una excepción por estas croquetas de jamón Vero. Aquí en España es lo que frito me gusta más de todas las cosas, hacerla en casa también son más sanas porque sabemos que el aceite no está refrito.

    Reply
    • Ay sí, a veces uno compra cosas fritas por ahí y se siente que han usado ese aceite varias veces. Y eso que en España es mucho menos que acá. A disfrutar de esas croquetas caseras pues.

      Reply
  3. Estas croquetas de jamón se van directo para mi board de tapas en Pinterest, sin pasar por GO ni cobrar $200.

    Reply
  4. Que sepas que se me acaba de hacer la boca agua con estas croquetas de jamón, yo tambien tengo el libro de Simone Ortega, pero nunca he mirado como hacía las croquetas ella, a partir de ahora probare a hacerlas con los dos jamones

    Reply

¿Te gustó?

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.